jueves, 2 de febrero de 2017

2013. Adiós a Antonio Pastor

No pocas veces me acuerdo de Antonio Pastor, ese gran aficionado al flamenco que se nos marchó hace ya casi cuatro años. ¡Cómo pasa el tiempo! Algún que otro amigo me ha pedido en alguna ocasión que recupere la entrada que le dediqué en el antiguo blog a raíz de su muerte, y hoy, con tanta lluvia que alienta la melancolía, es una buena oportunidad para ello.


"La guadaña que empuña la inapelable ley de la vida se ha paseado nuevamente por Morón para llevarse a un gran aficionado al flamenco, de los cabales, como desmostró en sus más de 87 años de existencia. Este martes se nos fue Antonio Pastor.     
Su familia procedía del pueblo onubense de Nerva, asentándose en Morón hacia los años veinte del pasado siglo. Su padre, Vicente Pastor, fue uno de los pioneros del fútbol moronense. Esa afición la trasladó a su hijo Antonio, que si bien no era un gran pelotero, la encauzó dirigiendo la tesorería del CA Morón en su etapa más gloriosa, aquélla en la que militaba en tercera división y consiguió el Trofeo Ramón Sánchez Pizjuán. 
Pero la gran pasión de Antonio Pastor era el flamenco. En sus años mozos trató, por los negocios de vino de su padre, a Pepe Naranjo, del que me comentaba más de alguna anécdota, ocurridas tanto en Morón como en Sevilla, donde el tocaor solía parar con asiduidad. También me hablaba Antonio de la guapísima -como acredita su foto- novia que tuvo Pepe Pinto en Morón, cuando el cantaor residía en nuestra localidad por regentar la festera Venta de Guadaira. Finalmente La Niña de los Peines se metió por medio, el cante ganó un gran artista, la moza perdió a un novio, y en Morón nos quedamos sin un gran vecino.     

Muchos años después Antonio formaría parte de aquel grupo de amigos conocidos como "Los Llorones", que celebraban sus recordadas fiestas en el taller de pintura de Pepe Moreno. Allí, junto a Manolito Pérez, Manolo Morilla, El Pitiñi, Francisco Benítez, Alberto Gracía Ulecia, Diego del Gastor y sus sobrinos, Joselero, Enrique Méndez, Juan Talega, los Cabrera, Conde..., Antonio gozó del flamenco más auténtico que haya podido escucharse jamás en Morón. No nos olvidamos de Antonio Mairena, al que unía no una gran, sino grandísima amistad con Antonio Pastor, reflejada tanto en el trato personal como en la abundante documentación epistolar y fotográfica existente.

En fin, se nos ha marchado otro histórico de nuestro flamenco, cuya bondad y candidez nunca olvidaremos. Hasta siempre Antonio".

En la primera fotografía podemos ver a Antonio junto a Fernanda de Utrera, rodeados por un círculo, en una fiesta de Los Llorones. En la otra estampa Manolo Morilla, Alberto García Ulecia, Antonio Mairena y Antonio Pastor en el Festival Promonumento a Diego del Gastor, en la piscinas municipales de Morón. 


En la fotografía de la izquierda Antonio y Enrique Méndez bromean con Diego del Gastor en una fiesta de Los Llorones. En la siguiente Fernanda canta acompañada por Diego del Gastor, y a su lado Antonio Pastor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario